Para abonar con moneda extranjera, realizar la compra mediante esta web para obtener un número de orden

    y abonar USD 12 mediante PayPal al email ventasninapezediciones@gmail.com

    LOS ENVÍOS INTERNACIONALES SE REALIZAN MEDIANTE CORREO ARGENTINO CON SEGUIMIENTO, con costo a cargo del comprador.

    Si deseás el libro en FORMATO DIGITAL, seleccióná la forma de envío “Libro en formato digital - sin costo de envío”.



    Este cuento nos invita a imaginar y a jugar. A veces sentimos que todo es posible y… ¿por qué no? "Yo quiero ser" es un libro que nos propone jugar a partir de la imaginación y nos permite crear seres que tengan todas las características que nos gustan.


    Al mediodía, al salir del jardín,

    Santi invitó a su amigo Gastón a almorzar en su casa.

    Entonces a Mariela se le ocurrió una gran idea y

    llevó a los chicos hasta la librería

    para comprar goma eva, cartulinas, y plasticolas de colores.

    Con esos elementos y otros que tenían en la casa,

    después de almorzar milanesas con puré,

    jugaron al reino de los animales dobles

    y entonces armaron un muñeco que era mitad perro

    y mitad… ¡sí! y mitad paloma.

    Yo quiero ser - Mariela Arias

    Para abonar con moneda extranjera, realizar la compra mediante esta web para obtener un número de orden

    y abonar USD 12 mediante PayPal al email ventasninapezediciones@gmail.com

    LOS ENVÍOS INTERNACIONALES SE REALIZAN MEDIANTE CORREO ARGENTINO CON SEGUIMIENTO, con costo a cargo del comprador.

    Si deseás el libro en FORMATO DIGITAL, seleccióná la forma de envío “Libro en formato digital - sin costo de envío”.



    Este cuento nos invita a imaginar y a jugar. A veces sentimos que todo es posible y… ¿por qué no? "Yo quiero ser" es un libro que nos propone jugar a partir de la imaginación y nos permite crear seres que tengan todas las características que nos gustan.


    Al mediodía, al salir del jardín,

    Santi invitó a su amigo Gastón a almorzar en su casa.

    Entonces a Mariela se le ocurrió una gran idea y

    llevó a los chicos hasta la librería

    para comprar goma eva, cartulinas, y plasticolas de colores.

    Con esos elementos y otros que tenían en la casa,

    después de almorzar milanesas con puré,

    jugaron al reino de los animales dobles

    y entonces armaron un muñeco que era mitad perro

    y mitad… ¡sí! y mitad paloma.

    Mi carrito