Para abonar con moneda extranjera, realizar la compra mediante esta web, abonar USD 12 mediante WESTERN UNION. Puede solicitarnos nuestros datos por email a ventasninapezediciones@gmail.com

    POR FAVOR REALICE LA ORDEN DE COMPRA MEDIANTE ESTA PÁGINA Y LUEGO EL PAGO MEDIANTE WESTERN UNION. SÓLO ENVIAMOS EL LIBRO EN VERSIÓN DIGITAL, NO IMPRESA.

    UNA VEZ REALIZADO EL PAGO, ENVÍENOS EL COMPROBANTE VIA EMAIL A VENTASNINAPEZEDICIONES@GMAIL.COM



    …hoy no me tocó a mí, pero la desgracia nos toca a todos en un pueblo chico, si acá nos conocemos todos, Selva Almada.

    Cualquiera que haya estado en Campamento Vespucio, haya caminado sus calles, hablado con sus vecinos y respirado su fresco aire, puede asegurar, sin temor a equivocarse, que el pueblo transmite una paz fascinante. Sin embargo, detrás de esa magia, en las sombras de su vida, se esconden cientos de historias trágicas. Suerte que somos pocos muestra esos relatos en donde los vínculos humanos y emocionales ocupan el centro de la escena.




    Aquí todo el mundo busca un significado, supone,

    y parece que un niño es la forma más fácil de conseguirlo.

    ¿Qué más hay? Solo el tiempo,

    y este le parece que acelera a través de un campo

    cada vez más estrecho de nuevas experiencias.

    Sí, intenta aprovecharlo lo máximo posible.

    Aun así, se siente arrastrado hacia una vida que nunca eligió conscientemente.


    Suerte que somos pocos - Rodrigo Guerrero

    $1.330,00

    Ver formas de pago

    Calculá el costo de envío

    Para abonar con moneda extranjera, realizar la compra mediante esta web, abonar USD 12 mediante WESTERN UNION. Puede solicitarnos nuestros datos por email a ventasninapezediciones@gmail.com

    POR FAVOR REALICE LA ORDEN DE COMPRA MEDIANTE ESTA PÁGINA Y LUEGO EL PAGO MEDIANTE WESTERN UNION. SÓLO ENVIAMOS EL LIBRO EN VERSIÓN DIGITAL, NO IMPRESA.

    UNA VEZ REALIZADO EL PAGO, ENVÍENOS EL COMPROBANTE VIA EMAIL A VENTASNINAPEZEDICIONES@GMAIL.COM



    …hoy no me tocó a mí, pero la desgracia nos toca a todos en un pueblo chico, si acá nos conocemos todos, Selva Almada.

    Cualquiera que haya estado en Campamento Vespucio, haya caminado sus calles, hablado con sus vecinos y respirado su fresco aire, puede asegurar, sin temor a equivocarse, que el pueblo transmite una paz fascinante. Sin embargo, detrás de esa magia, en las sombras de su vida, se esconden cientos de historias trágicas. Suerte que somos pocos muestra esos relatos en donde los vínculos humanos y emocionales ocupan el centro de la escena.




    Aquí todo el mundo busca un significado, supone,

    y parece que un niño es la forma más fácil de conseguirlo.

    ¿Qué más hay? Solo el tiempo,

    y este le parece que acelera a través de un campo

    cada vez más estrecho de nuevas experiencias.

    Sí, intenta aprovecharlo lo máximo posible.

    Aun así, se siente arrastrado hacia una vida que nunca eligió conscientemente.


    Mi carrito